Inicio » Fútbol » Charly Rodríguez embajador del handball mexicano

Charly Rodríguez embajador del handball mexicano

El llevar los colores de México y Nuevo León por diversos países del mundo representando al handball es para Carlos Rodríguez Anguiano todo un orgullo, ya que deja en claro que en este país el balonmano ya creció y puede estar a nivel de otras potencias en esta disciplina.

Charly, como se le conoce desde hace muchos años comenzó a jugar handball a los 15 años en la Preparatoria 15 de la UANL por invitación de su maestra y entrenador, combinando este deporte con el basquetbol, en donde representó no sólo a su escuela, sino también a la UANL y el estado.

“Yo me inicié en el handball porque me invitó la maestra Pilar, vio mis aptitudes y cualidades físicas y fue así como en el 99 me integré al equipo de la Prepa 15 para competir en el Intra. De ahí  me mandaron llamar a la Selección Juvenil de Nuevo León y también pude convivir con la gente del Dínamo, de quienes aprendí mucho de este deporte”, explicó Charly Rodríguez.

En ese año del 99 tuvo la oportunidad de ir con la Selección Juvenil de Nuevo León a la Olimpiada, pero para desgracia del joven jugador la competencia se empalmó con las fechas del basquetbol,  por lo que le fue imposible cumplir con ambos compromisos.

“Sin embargo en el 2000 pude formar parte de la Selección Juvenil de Nuevo León y logramos el tercer lugar en la Olimpiada Nacional, pero se desarrollarme más en este deporte con el apoyo de mis compañeros “, añadió Rodríguez Anguiano.

Sus cualidades físico- atléticas, en especial el ser alto y de mucha fortaleza le permitió a Charly jugar primero como central, para después pasar a ser pivote, posición en la que se quedó para el resto de sus carrera deportiva y donde fue conocido por mucha gente de otras latitudes.

Para el 2002 llegaba la oportunidad de participar en el Torneo Premier , mismos que serviría para formar la preselección que acudiría a los Juegos Panamericanos, a la cual fue convocado , pero a final de cuentas no pudo viajar con la escuadra nacional.

La voluntad , su trabajo en la cancha y la garra como él lo llama, le abrió las puertas de otros países en el handball. La primera de ellas fue en Estados Unidos, donde formó parte del equipo profesional de Houston dentro de la Open División, donde al lado de sus compañeros pudo obtener el título.

“ De ahí me fui después a Alemania, en donde estuve tres meses y medio . En Hamburgo gracias a unos amigos que conocía con el conjunto de Houston me recomendaron y participe con la escuadra de esa ciudad”, comentó Charly Rodríguez.

Pero su carrera en el extranjero no terminaba ahí, ya que ahora vive en Francia, país en donde el handball es muy popular , lo que le ha permitido defender los colores de México con un par de escuadras en el llamado Torneo Departamental.

“ Acá el handball es tan popular como el soccer en México, hay ligas profesionales en varias divisiones y eso me abrió las puertas para seguir activo y poniendo muy en alto el nombre de Nuevo León y mi país”, destacó Charly Rodríguez.

Para Carlos Rodríguez su carrera deportiva en el extranjero no fue sencilla, sino por el contrario, llena de resto, pero como él mismo lo señala, el mexicano tiene coraje y garra, lo que le permite salir adelante ante cualquier situación y mejorar día con día.

Hoy Charly no piensa tanto en ser entrenador de handball, sino más bien un promotor de este deporte para que se abran más puertas y los jugadores y jugadoras mexicanas lleguen al nivel profesional que aún no existe en México, pero para lo cual se tiene que trabajar y seguir creciendo.

“La diferencia entre México y  países como Alemania, Francia, España,entre muchos otros. Es que acá los chavos comienzas desde muy jóvenes y hay una motivación especial, el ser profesionales, algo que todavía no alcanzamos nosotros”, explicó  Carlos Rodríguez

Pero se puede conseguir, añadió el jugador, siempre y cuando  se trabaje  en ligas o torneos que sean un escaparate para que los entrenadores vean a los jugadores. En ese punto me gustaría apoyar al handball.

Charly no quiso despedirse sin dejar un mensaje a las nuevas generaciones de handbalistas, a quienes les dijo, “Sigan practicando el handball, pero con conciencia de un buen trabajo en equipo, saquen esa garra y fórmense ese carácter que los lleve a cumplir sus sueños, que el cielo es el límite”.

Redacción: Alfonso Aguilar

Somos un grupo de periodistas comprometidos con la difusión de todas las actividades deportivas profesionales y de aficionados, con énfasis en estas últimas.