Inicio » Columnas Regio Deporte » Futbol Amateur

Futbol Amateur

La época dorada del futbol amateur de Nuevo León se logró, gracias al trabajo unido, tanto de la Asociación del Estado, las ligas y grupos de árbitros, quienes demostraron su verdadero amor por la disciplina, de ahí que nuestra entidad se fue a las nubes.
-o0o-
Esa unidad se regía por un reglamento, el cual todo mundo respetaba y tanto presidentes de liga, árbitros y clubes tenían voz y voto en las decisiones que se tomaban, todas con el único afán de mantener a Nuevo León en los primeros planos a nivel nacional.
-o0o-
Claro que los árbitros tenían su delegado, pero este conformaba el aspecto técnico de la misma Asociación, por ello se llegaron a formar grandes selecciones y silbantes, que pusieron muy en alto el nombre de nuestro estado en las diferentes justas nacionales.
-o0o-
Las ligas formaban sus selecciones, con los mejores jugadores y participaban en el Estatal, en tanto los grupos de silbantes enviaban a estos torneos a su mejor elemento, para que igualmente entrara en la competencia por representar al arbitraje de Nuevo León.
-o0o-
La Asociación tenía mucho apoyo por parte del gobierno del estado, además del respaldo de los municipios, en especial San Nicolás, Monterrey, Apodaca, Guadalupe y Escobedo, resaltaban por tener directores deportivos que gustaban del futbol.
-o0o-
En San Nicolás estaba el Lic Francisco Cantú, Monterrey con el profe Ricardo Reséndez, Apodaca a Fidel Mejía, Guadalupe al profe Mercado y Escobedo al profe Castillo, elementos que practicaron el futbol en sus años mozos.
-o0o-
Por si fuera poco, también se contaba con el apoyo de esos grandes patrocinadores que dieron la mano a nuestro deporte, porque todos ellos lo hacían de corazón, sin pedir nada a cambio, pues su único propósito era ayudar a combatir la drogadicción y el pandillerismo, algo que hoy no sucede al cien por ciento.

El Amateur

Somos un grupo de periodistas comprometidos con la difusión de todas las actividades deportivas profesionales y de aficionados, con énfasis en estas últimas.