Inicio » Balonmano » José Armando Soto, el handball su deporte hoy y siempre

José Armando Soto, el handball su deporte hoy y siempre

Sus inicios en el deporte fueron en la Liga Obispado como beisbolista ocupando la receptoría y la primera base, pero el conocer una disciplina diferente, llena de emoción y que poca gente conocía, llevó a José Armando Soto a incursionar en el handball.

“Tenía ocho a nueve años y ene se tiempo estaba en el béisbol, pero también estudiaba en la primera Leones donde se practicaba en balonmano y fue así como entré a jugarlo y desde ese momento lo cambié por esto que es lo mío”, explicó Armando Soto.

Desde ese momento sus aptitudes lo llevaron a defender los colores de Nuevo León en las Olimpiadas Escolares, donde logró al lado de su equipo dos medallas de oro y una más de plata, pero siempre mejorando en todos los aspectos dentro del handball.

“De ahí pasé a la Selección de Nuevo León, se puede decir que entre sexto y primero de secundaria me reporté con el entrenador José Lagunes y comenzó mi participación en Olimpiadas Nacionales, donde en el 2019 ganamos todo”, comentó el joven jugador.

Durante su participación con Cadetes logró el oro en Colima, además de ganar el año pasado el Nacional de Premier y este 2020 sumó otro título con el equipo Ministros en el Nacional de Clubes.

Con 14 años de edad y esperando su debut en Juvenil bajo las órdenes del coach Roger Mancilla, el joven Armando ya tiene un buen historial en las canchas de handball, todas ellas llenas de éxitos y con un paso contundente como extremo izquierdo, posición donde se desempeña a la perfección.

“Desde hace tiempo juego como extremo, en donde mi entrenador me ubicó y me siento a gusto, ya que domino ese perfil y creo que con el salto y la potencia en el tiro me puedo mostrar mejor en cada partido”, exclamó Armando Soto.

Pese a que no hay actividad aún en la cancha, Armando entrena en su casa y en espera del llamado a la Selección Juvenil de Nuevo León, de donde desea pasar algún día a defender los colores del representativo nacional, ya que está en sus proyectos a corto plazo.

Uno de mis objetivos, añadió José Armando, sería jugar en Tigres y de ahí pasar a la Selección Mexicana, para eso me estoy preparando y veo como algunos de mis compañeros lo lograron, por lo que me he puesto esa meta.

Armando combinará su actividad deportiva con sus estudios, ya que para agosto ingresará a la UANL para estudiar en la Preparatoria Álvaro Obregón la carrera de Mantenimiento y de ahí espera pasar a la Facultad de Arquitectura.

“Entré a la Álvaro Obregón y ahí deseo especializarme en Mantenimiento, que me apasiona, para luego ser arquitecto, que es la carrera de mi familia; mi padre lo ejerce, así como mis tíos, por lo que veo que es por ahí mi futuro profesional”, destacó Armando Soto.

Con apenas ocho años en el balonmano, pero muchos logros, Armando encontró en esta disciplina el conocimiento y la disciplina necesaria para crecer en todos los aspectos. Además, le dio la oportunidad de viajar, hacer amigos y vivir la emoción de ser campeón y consumar con una medalla el esfuerzo de meses.

José Armando Soto está convencido que en Nuevo León se juega el mejor handball del país, pero esto tiene que refrendarlo con su trabajo y crecimiento en el deporte, para así alcanzar sus metas; jugar en Tigres y formar parte de la Selección Mexicana.

Redacción: Alfonso Aguilar

Somos un grupo de periodistas comprometidos con la difusión de todas las actividades deportivas profesionales y de aficionados, con énfasis en estas últimas.